REFLEXIONES: Nunca nadie dijo que esto fuera fácil...


Diría que es una sensación compartida y sobre todo cuando se empieza un nuevo año, con nuevos propósitos. ¿Avanzamos o estamos estancados? ¿El pasito a paso nos lleva a donde queremos estar? Varias cosas estos días me han hecho pensar en todo el trabajo de los últimos años y si me está llevando a donde quiero estar.

Nunca hay una respuesta clara, pero en algunos ámbitos el camino no está libre de esfuerzo. Habrá grandes logros y grandes derrotas, y al cabo de los años ambas cosas se desdibujan, y te quedas en el punto donde te pone la media de tu trabajo. En moda concretamente he visto a mucha gente tirar la toalla, y luego querer retomar las cosas al cabo de años. Y a otras personas con mucho esfuerzo y dedicación ir superando obstáculos para llegar a otro nivel.

El objetivo final es trabajar, y no hay que perder eso de vista. Nada se iguala a mantener relaciones sólidas con clientes y colaboradores.

Esa ha sido mi reflexión del día, ahora a trabajar...

Comentarios